Untitled Document Athenea Digital. número 4- Otoño 2003

Castoriadis, Cornelius (1996)
Hecho y por hacer. Buenos Aires: Eudeba, 1998.



Gloria Bertello
Programa de Doctorat en Psicologia Social. Universitat Autònoma de Barcelona
gloriabertello@hotmail.com

 

“Hacer, hacer un libro, un niño, una revolución, hacer sin más, es proyectarse en una situación por venir que se abre por todos los lados hacia lo desconocido, que no puede, pues, poseerse por adelantado con el pensamiento, pero que debe obligatoriamente suponerse como definido para lo que importa en cuanto a las decisiones actuales” ( Castoriadis, 1983).

Esta concepción poiética de la praxis es uno de los iconos del pensamiento de Cornelius Castoriadis. La forma en que pensamos el mundo, las omisiones, lo incompleto, lo que hay dentro y detrás de nosotros, guarda estrecha relación con nuestras posibilidades de acción. Nuestro hacer, nuestro pensamiento e inclusive nuestra psique pueden salvar las omisiones, completar aquello del mundo que nos resulta inasible, hallar un escondrijo en la calle abierta de la repetición. Castoriadis explora esos parajes y nos introduce en nuevos territorios, inaugura perspectivas y señales, nos detiene en su laberinto.

Hecho y por hacer es uno de los volúmenes de estas “Encrucijadas del laberinto”. Para llegar a ellas, la vida de Castoriadis consistió en la combinación de una multifacética inteligencia, un acervo cultural frondoso y una concepción política y militante que, asociada a los hechos históricos que marcaron su paso por el mundo, generó afortunadamente una multiplicidad de espacios de pensamiento donde refugiar nuestros intereses.

Así, su revolución llegó de la mano del desglose de conceptos tales como la autonomía, como proyecto revolucionario fundado en la búsqueda de la autoinstitución, o el rechazo de la heteronomía, consistente en la atribución a la institución de un origen extrasocial, y la imaginación social radical, para dar un nuevo cauce al concepto de imaginación consistente en fuente de toda creación. En el año 1978, y luego de haber expuesto una conceptualización general de su pensamiento en esa línea en “La Institución Imaginaria de la Sociedad”, “L´Element Imaginaire” o La Creation Humaine”, Castoriadis publica con el título genérico “Encrucijadas del Laberinto” una serie de volúmenes independientes en los que reúne importantes artículos. Hecho y por hacer se sitúa en este compendio de volúmenes y gira alrededor del tema de la imaginación, retomando y desarrollando además los conceptos principales que ocupan su pensamiento. En el prólogo de la edición de Eudeba (Editorial de la Universidad de Buenos Aires, Argentina) fechada en 1998, Fernando Urribarri explica:

“La riqueza de estos textos proviene no sólo de la convergencia temática de sus interrogaciones, sino también de la especificidad de los dos dominios principales en los cuales son abordadas: la filosofía y el psicoanálisis. En este sentido la fuerza de cada uno de estos escritos revela la radicalidad de la apuesta y la importancia de la contribución de Castoriadis en cada uno de estos dominios.”

La invitación a Pensar la imaginación es, además de una apuesta fuerte, una invitación a la transformatividad, a la acción creativa. Nos devuelve a los sujetos que somos en tanto que creadores ex nihilo. Nos devuelve la magia de recrear el mundo, las instituciones, nos propone la acción creativa en nuestras decisiones actuales o, como lo diría Hans Joas (1998):

“La acción creativa se remite, por un lado a la creación de instituciones y, por otro, al mundo como un ámbito de la posibilidad de la acción.”

Hecho y por hacer es el último libro que su autor publicó en diciembre de 1996, poco antes de morir. Puede encontrarse en estos escritos una revisión y balance de sus cuestiones fundamentales y las posibilidades de accionar las mismas. ¿Puede un hombre legar un testamento cuya riqueza consista en las posibilidades del hacer? Para ser herederos de una pasión por la vida y su consabido caos, de una concepción de autonomía que nos lleva a pensar en el otro para lograrla, de una imaginación radical, no tenemos otra opción que aceptar su apuesta y redoblarla si es necesario. Aceptar una herencia tan importante nos induce a abrir puertas conceptuales, al ensayo de pensar y pensarnos, a abrirnos a nuevos territorios desde donde pensar la construcción social, a gozar de nuestra potencia, a ser la excepción de la regla. Nuestra propia reflexión nos adentra en el laberinto de lo permitido y lo prohibido, de lo inconcluso y lo completo...

“La reflexión es definible como el esfuerzo por quebrar la clausura en la que necesariamente estamos siempre capturados como sujetos, venga de nuestra historia personal o de la institución histórico-social que nos formó, vale decir que nos humanizó” (Castoriadis,1996).

En un laberinto tan híbrido donde somos sujetos y sujetados, educados en la regla y necesitados de la excepción, muchas veces para restablecer el orden de lo que debiera ser considerado habitual, Castoriadis aparece como un chamán que nos propone una experiencia tan diferente como voluntaria en el desafío de re-comprender la realidad y visualizar la realidad posible.

La revisión de conceptos como imaginario radical instituyente ignorado a lo largo de la historia del pensamiento filosófico, sociológico y político, así como el sitio preferencial que adquiere la imaginación en la psique, son elementos de profunda reflexión del autor que cuestiona nuestra propia condición de heterónomos. Castoriadis hace un recorrido por lo instituido, interroga, argumenta, propone, alienta. En mi opinión, legar lo por hacer y no lo hecho, es la mayor y más libre herencia jamás recibida. Es situarnos como sujetos en otra dimensión, en pleno ejercicio de nuestra potencia y agencia, territorializando en nuestra sociedad y en nuestras instituciones el derecho a imaginarlas diferentes, a imaginarlas más cercanas a nuestro deseo. Romper la clausura, lo instituido, la regla, se corresponde con liberarnos para apropiarnos de nuestros mundos interiores con radical consistencia. Las encrucijadas del laberinto pueden ser sorteadas: es necesaria la valiente empresa de detenernos a pensar y re-pensarnos.

Referencias

Castoriadis, C. (1983). La institución imaginaria de la sociedad. Vol. 1. Barcelona: Tusquets.

Castoriadis, C. (1996). “Hecho y por hacer”. Eudeba: Buenos Aires, 1998.

Joas, H. (1998). El pragmatismo y la teoría de la sociedad. Centro de Investigaciones Sociológicas: Madrid.

Métricas de artículo

Cargando métricas ...

Metrics powered by PLOS ALM
Copyright (c) 2003 Gloria Bertello