De la creación a su consumo: objetos y mercancías

Angélica Bautista López

Resumen

Objetos, personas e ideas son todas mercancías, en un mundo altamente industrializado y profundamente superficial. Las sociedades de consumo producen mercancías de manera profusa. Desde una perspectiva economicista, las mercancías son objetos que poseen un valor de intercambio, en un mundo normado por el sentido utilitario de los objetos. Así, una mercancía es un objeto útil para algo, cuyo valor puede ser tasado de manera monetaria. Desde esta perspectiva se plantea incluso una depauperación de las relaciones sociales. Las personas se relacionan entre sí de manera mercantilizada, por lo que personas y objetos son valuados como mercancías, en tanto sean útiles, o utilizables. Más aún, esta forma de tasar al mundo social, por parte de la sociedad, alcanza a la sociedad misma. Así las personas se relacionan entre sí, como mercancías. Se ven unas a otras, como objetos cuyo valor es meramente económico y utilitario. Esto es resultado de un largo proceso de objetuación que, asumiendo una lógica mercantilizada de la comprensión del mundo, ha llegado al punto de reconocer a los otros, en tanto objetos útiles y de intercambio, en la misma medida en que los seres se reconocen unos a otros como objetos, o más precisamente, como mercancías. El presente trabajo aborda esta problemática, proponiendo una hipótesis explicativa, desde la construcción del sentido social de lo utilitario.

Palabras clave

Consumo; objectos; mercantilización; consumption; objects; commodification

Texto completo:

PDF

Métricas de artículo

Cargando métricas ...

Metrics powered by PLOS ALM
Copyright (c) 2008 Angélica Bautista López